Etiquetas

, , , , ,

Nuestras sufragistas

Por Lyceum Club Femenino

Hoy, 19 de junio de 2014, nuestras esperanzas han quedado en un pozo. Imaginamos que no se corona un día 18 porque sería demasiado descarado. Y menos mal que no estamos en julio.

Encender la tele un día como hoy es indigno, degradante. El mundo se está cayendo, la población española se muere de hambre o se suicida, presa de la desesperación, fruto de una crisis que nos ahoga y nos deja sin aire con el que seguir respirando…y nuestros políticos y la familia real española en peso, ajenos a cuanto sucede alrededor, despilfarran dinero de nuestras arcas vacías para coronar a un Felipe VI en pleno siglo XXI. Si ayer éramos ciudadanas de segunda, hoy no somos siquiera ciudadanas. Más bien somos una extensión molesta de la sociedad.

Lxs peridistxs se emocionan porque la inminente reina, colega de todxs ellxs hace apenas unos años, les saluda. Cuánta emoción: ¡la reina les saluda! Qué camaradería, cuánta ternura. En un día tan soleado – retransmiten- impresiona la imagen de la guardia a caballo y la de los futuros Reyes en el Rolls-Royce que compró Franco y heredamos de él. Ahí van montados: Felipe VI de pie y Letizia sentada en un segundo plano. Esta es nuestra historia. Hablan también del Mercedes de Hitler. La emoción nos invade. Tanta Historia conmueve. Es noticia el vestido blanco de doña Letizia y el hecho de que las políticas prefieran hoy en día los móviles a los abanicos. Seguimos siendo floreros. Mulas de decoración.

Hoy, 19 de junio de 2014, los medios de comunicación se despojan de sus trajes cínicos y falsos de sus vidas cotidianas y laborales, y dejan al descubierto la verdadera piel que les viste: una piel que apesta a machismo. Las mujeres seguimos en el mismo plano en que Franco nos dejó. La República nos queda lejos…

Sigo escuchando, y comenta un periodista que un detalle curioso es que Letizia será la segunda reina consorte española nacida en España. Tanto mérito no puede ser solo suyo, ¿no creen? Sigue otra periodista diciendo que la parte más social de este acto es el recorrido que están haciendo los Reyes con los ciudadanos (deducimos que con las ciudadanas también). Sobriedad, y gran sencillez – opinan-. ¿Sobriedad? ¿Sencillez? ¿No les queda vergüenza alguna? ¡Qué dolor! Tanta gente en la calle sorprende- dicen. Pero cómo va a sorprender tanta gente en la calle, si no tienen nada más que hacer que ir a comprobar por sí mismxs cómo nos toman el pelo, cómo se ríen de nosotrxs, cómo los Reyes comen manjares mientras el resto muere de hambre. Porque incluso los containers de basura están ya tan demandados, que apenas contienen restos de comida.

Y qué hacemos nosotras hablando de containers y de basura mientras Felipe VI se corona, pensarán ustedes. Pues intentamos no perder de vista la realidad, no despegar los pies del suelo, mantener el norte. También podríamos hablar de feminismo, pero hoy ha muerto la igualdad. Resucitará un poco mañana. Hoy molesta.

Un día de símbolos, de signos y de gestos – concluye Ana Rosa Quintana-. Pues mira, en algo estamos de acuerdo – salvando que hablamos de conceptos muy distintos.

“Apertura, cercanía y transparencia”, promulga el nuevo Rey, quien dice abogar por una monarquía íntegra. ¡Qué desfachatez! ¡Qué vergüenza ajena!

Desde Lyceum Club Femenino, queremos reivindicar nuestro espíritu republicano y nuestra repulsa absoluta hacia un sistema monárquico machista y capitalista que nos oprime y nos mata. Manifestamos nuestro rechazo “abierto, cercano, íntegro y transparente” hacia este sistema instalado por ese monstruo llamado Franco y al que seguimos alimentando y dando vida. Y chitón todo el mundo, aquí nadie consulta nada, no sea que nos pregunten y se nos ocurra contestar. ¿Referéndum? Qué es eso…a quién le importa la voz del pueblo. La nuestra es una democracia fingida: un dictadura encubierta.

¡Seguimos en la lucha!

¡Seguimos en la lucha!

¡QUE VIVA LA REPÚBLICA!

Anuncios